Un año más, el Colegio San José prepara un campamento de 13 días en Ávila, en pleno corazón del parque regional de la Sierra de Gredos, en la finca conocida como "El Baldío", a unos 3 km de Hoyos del Espino en dirección a la Plataforma de Gredos.

A la hora de programar un campamento con el estilo propio que queremos inculcarle año tras año, debemos guiarnos por dos pilares básicos: lo lúdico y lo formativo. Podríamos, por tanto, preparar únicamente actividades de ambos tipos, pero como nuestras metas van más allá, hemos programado este campamento con una estructura de actividades perfectamente interrelacionadas con un último fin: EDUCAR EN VALORES.

lunes, 20 de julio de 2015

¡HASTA PRONTO, CAMPAMENTO!



¿Adivináis quién fue el Zorro de nuestro Campamento? Pues Joaquín, nuestro enfermero… Tan sólo una persona lo descubrió y pudo darle un fresco baño como merecía por sus travesuras… así que el resto de apostantes que fallaron, tuvieron que cumplir su sentencia, a las 8:30 h.

 





 

































Luego un buen desayuno para retomar fuerzas para el último día:
  



El resto del día transcurrió frenéticamente, desmontando todo el Campamento, rehaciendo las mochilas… una comida rápida y al autobús rumbo a Villafranca a reencontrarse con las familias. No hay fotos de este desmontaje porque ningún acampado ni monitor tuvo un minuto para pararse a hacerlas…

Dos cosas más para despedirnos. Primero, GRACIAS.

GRACIAS a todos los acampados por su comportamiento, ganas, ilusión, imaginación, respeto, cariño, atención, compañerismo…

GRACIAS a vosotros, padres, por confiar en nosotros dejándonos a vuestros más preciados tesoros durante esta maravillosa quincena. Sabemos que ha sido un esfuerzo que creemos ha merecido la pena.

Y GRACIAS a todos los monitores que, de manera gratuita, han dedicado una quincena de sus vacaciones a trabajar duramente para hacer que tire adelante este campamento. A los monitores Lobatos (Diana-Raksha, Antonio-Akela, Sergio-Hathi, Emlio-Baloo, Ana Pilar-Darzee, Sebastián-Bagheera, Pepe-Cotick, Jesús-Ikki) GRACIAS por su atención, cariño hacia los más pequeños y completa dedicación de vuestro tiempo. A los monitores Rangers (Carlos, Antonio, Pedro, Nacho, María, Inma, Jesús) GRACIAS por vuestra paciencia, ganas y comprensión con la rama más “revoltosa” del Campamento. Y a los monitores Pioneros (Víctor, María José, Alberto) GRACIAS por vuestro esfuerzo físico en las marchas con mayor dedicación como por vuestra comprensión y saber sacar lo mejor de los “mayores”. GRACIAS al Padre Jaime por su labor espiritual, sus misas, sus explicaciones, sus anécdotas… GRACIAS a nuestro “sherpa” Luis, porque sin él serían imposibles las marchas en el Campamento, y las repite año tras año transmitiendo su entusiasmo a los acampados y monitores. GRACIAS  a Jaime, Chema e Inma por su apoyo y consejo, dada su dilatada experiencia. GRACIAS también a nuestro enfermero Joaquín que supo aplicar lo mejor en cada caso, con gran paciencia, compresión y una sonrisa. GRACIAS a nuestro intendente Santos que supo entender su papel detrás de las cámaras. Y sobre todo, GRACIAS a nuestro responsable Isaac, que supo dirigir y mandar de la mejor manera que se puede hacer: poniéndose a trabajar él primero.
  




 Y segundo: aquí va una pequeña recopilación de las fotos del Campamento. Es buen momento para revisarlas en familia, explicando los acampados al resto de familiares en qué consistía cada actividad, qué vivieron, qué sintieron, qué compartieron…



Sin más, nos despedimos hasta el Campamento San José 2016. Un fuerte abrazo de todo el grupo de monitores y responsables.




jueves, 16 de julio de 2015

La Batalla de las Civilizaciones en el Gran Boom

Como fin de fiesta, el martes, penúltimo día de Campamento, celebramos el Gran Boom, una jornada de juegos durante todo el día donde se mezclaron todos los participantes de todas las ramas, incluso con monitores, formando cinco equipos que representaban a cinco grandes civilizaciones de la historia: Egipcios, Romanos, Vikingos, Mayas y Samurais.

Incluso nuestros monitores llevaban sus mejores galas:


Primera prueba: en 25 minutos tenían que confeccionar un estandarte, crear un grito de guerra y engalanarse para la ocasión:












Nuestros Egipcios, faraónicos y con momia incluida:











Los Romanos, con sus laureles y sus gritos en latín:










Los Vikingos vienen con guerreros, princesas e incluso un sacerdote que les bendice en la batalla:








Los Mayas, con gritos atronadores y sacrificio incluído:










Y los Samurais, guerreros Tatami-Salami sincronizados y una perfecta pronunciación del japonés:









Segundo juego, "que no caiga" (la pelota, por supuesto, aunque el ánimo tampoco decayó):



















Juego de desmontaje:












Transportar agua con una cuchara es tan difícil como parece:






Seguimos desmontando:











Preparandonos para la Gran Batalla de los Cinco Ejércitos, un todos contra todos donde hay que explotar los globos rivales y evitar que exploten los propios o quedaremos recluídos en el recinto:















Tras el esfuerzo, bebemos muuuucha agua:









Y seguimos con nuestra dieta sana, vamos a comer una sandía fresquita... sin utilizar las manos:















































































Perdonad el aluvión de fotos anterior, pero la actividad me pareció muy "fotografiable" dada la sencillez, naturalidad y toque de gracia. Tras retomar energía, vamos a por la última actividad, la Gymkana donde transportamos agua tras varios obstáculos:



























Tras nuestro estupendo e inolvidable día, con victoria Maya, nos preparamos para una pequeña fiesta:
















Cerramos el día con los reconocimientos. El del día Lobato es para Sebastián:



Y los de todo el Campamento en la rama Lobatos, el reconocimiento al Servicio de Gonzalo Joaquín Sánchez y el de Esfuerzo a Nieves Montes:


El mejor del día Ranger fue José A. Vela:


Y de todo el Campamento en la rama Rangers, sus monitores reconocieron el servicio de Luis Miguel Cantón y el esfuerzo de Clara Serrano:


Y la mejor del día en Pioneros, aunque fue también un reconocimiento por su esfuerzo durante todo el Campamento, fue para Manoli Otero:


Y comenzamos el Juicio del Zorro... ¿quién fue? Pues eso es otra historia y lo contaremos en otro "post" (no tardaremos...).